Iniciar sesión / Registrar Cuenta
Jump to section

¿Qué es la tecnología operativa (TO)?

Copiar URL

La tecnología operativa (TO) consiste en utilizar el software y el hardware para controlar los equipos industriales, e incluye los sistemas especializados que se utilizan en los sectores de fabricación, energía, medicina y gestión de los edificios, entre otros.

La TO se usa en su mayoría para interactuar con el mundo físico, así que se contrapone con la tecnología de la información (TI), la cual se ocupa de los sistemas de datos y se utiliza principalmente para resolver problemas empresariales. Sin embargo, muchos aspectos de ambas tecnologías convergen, ya que los sistemas de la TO por lo general están conectados a las redes, y generan y utilizan volúmenes de datos cada vez mayores.

La convergencia de la TO y la TI está relacionada con el auge del edge computing, el cual consiste en trasladar los recursos informáticos a la ubicación física del usuario o de la fuente de los datos, como es el caso del análisis de datos que se realiza en las fábricas.

Como parte de esta convergencia, el software que tradicionalmente utilizan los equipos de TI ahora también se emplea para respaldar los procesos de la tecnología operativa.

Cada vez más sectores adoptan plataformas de tecnología subyacente que permiten unificar diferentes sistemas de datos, los cuales se utilizan en el área comercial y en las operaciones. Esto implica un cambio radical para aquellos procesos que siempre estuvieron aislados del resto de los sistemas.

Cuando estos últimos se unifican, las empresas pueden aprovechar nuevas oportunidades de utilizar los datos para mejorar la eficiencia. Por ejemplo, los centros de fabricación pueden implementar el entrenamiento de modelos de inteligencia artificial y aprendizaje automático (IA/ML) para llevar a cabo el control de calidad y el mantenimiento predictivo. Las plataformas de servicios con capacidad de adaptación permiten implementar aplicaciones de este tipo de manera uniforme en varias ubicaciones.

La naturaleza de la TO, con equipos dispersos en diferentes lugares, refleja que la seguridad física ha sido la prioridad durante mucho tiempo. Sin embargo, los dispositivos de TO que antes funcionaban de manera aislada ahora están conectados a las redes, lo cual ofrece beneficios como el acceso remoto y las actualizaciones automáticas de los sistemas, pero también implica nuevos riesgos de ciberseguridad.

La seguridad y la estabilidad son fundamentales para la tecnología operativa que se utiliza en infraestructuras esenciales, como los sistemas hídricos, el transporte y las plantas de energía, donde se deberían adoptar estrategias que reduzcan el riesgo de malware y de ciberataques.

La estrategia de protección integral de las infraestructuras de nube modernas ofrece controles de seguridad en toda la pila de TI y TO. Gracias este enfoque integrado y en capas, ya no dependerá de que cierta parte específica de su estrategia de seguridad funcione de forma permanente.

El Internet industrial de las cosas (IIoT) es un concepto de la tecnología operativa moderna, que se utiliza para hacer referencia al uso de dispositivos conectados en las fábricas, las empresas de energía y otros sectores. Es sumamente importante para lograr un mayor nivel de automatización y autosupervisión en las máquinas industriales, lo cual permite mejorar la eficiencia.

Por lo general, los dispositivos del Internet industrial de las cosas se utilizan para el edge computing. Por ejemplo, las máquinas de las fábricas que recopilan datos y los analizan de inmediato en el lugar en que se encuentran son un caso práctico del IIoT que se puede realizar gracias a este tipo de informática.

Gracias a la combinación del IIoT y el edge computing, los fabricantes pueden resolver los problemas más rápido, ya que les permite transformar las operaciones, mejorar la producción de las plantas y brindar asistencia a los usuarios finales a la hora de tomar decisiones empresariales.

La convergencia de la tecnología de la información y la tecnología operativa forma parte de la Industria 4.0 o la cuarta revolución industrial. Ambas expresiones significan lo mismo y se refieren al incremento de la automatización, comunicación y autosupervisión en la actividad tradicional de las industrias y las fábricas.

Las nociones esenciales de la Industria 4.0 abarcan la interconectividad, la transparencia de la información, la asistencia técnica para las personas y la toma de decisiones descentralizada. Los conceptos de automatización, inteligencia artificial, aprendizaje automático, comunicación entre máquinas y big data también están estrechamente relacionados con ella.

¿Cuál es la relación entre la TO y la nube híbrida?

La nube híbrida es una arquitectura de TI que incorpora la gestión, la organización y la portabilidad de las cargas de trabajo en varios entornos, entre los cuales se incluyen los de tecnología operativa que se integran con infraestructuras de nube pública o privada.

Las soluciones de nube híbrida pueden servir de base común para la TO y la TI. Como admiten el software open source y las prácticas modernas de desarrollo de software, brindan flexibilidad e interoperabilidad en los sistemas.

En un entorno de TO con cientos o miles de equipos conectados, un modelo de nube híbrida posibilita la obtención de comentarios inmediatos y favorece la gestión uniforme con un solo plano de control.

Asimismo, permite que las empresas incorporen los métodos de desarrollo de software de DevOps y, en consecuencia, que los desarrolladores usen aplicaciones y herramientas uniformes para ofrecer funciones nuevas en toda la empresa según sea necesario.

En la práctica, los equipos de TI y TO pueden controlar, supervisar y gestionar de manera permanente cientos o miles de nodos del extremo en un entorno industrial.

Las herramientas que necesita para el edge computing

Red Hat Edge

Los sistemas de software empresariales de Red Hat pueden implementarse en cualquier tipo de hardware, lo cual le permite destinar la cantidad adecuada de potencia informática al lugar correcto, tanto ahora como en el futuro.