Iniciar sesión / Registrar Cuenta

Cloud computing

¿Qué son los servicios de nube?

Jump to section

Los servicios de nube son infraestructuras, plataformas o sistemas de software que alojan los proveedores externos y que se ponen a disposición de los usuarios a través de Internet. 

Facilitan el flujo de datos de los usuarios a través de Internet, desde los clientes de frontend (p. ej., los servidores, las tabletas y las computadoras de escritorio o portátiles; es decir, cualquier sistema en el extremo del usuario) hasta los sistemas de los proveedores, y viceversa. Para acceder a los servicios de nube, los usuarios no necesitan más que una computadora, un sistema operativo y conectividad a Internet o una red virtual privada (VPN).

Tipos de servicios de nube

Todas las infraestructuras, las plataformas, las tecnologías o los sistemas de software a los que acceden los usuarios a través de Internet sin tener que descargar sistemas de software adicionales se consideran servicios de cloud computing, al igual que las siguientes soluciones como servicio.

La Infraestructura como servicio (IaaS) ofrece recursos informáticos, de red y de almacenamiento a los usuarios.

La Plataforma como servicio (PaaS) proporciona a los usuarios una plataforma en la que se pueden ejecutar las aplicaciones, así como toda la infraestructura de TI que se necesita para que funcione.

El Software como servicio (SaaS) ofrece a los usuarios, básicamente, una aplicación de la nube, la plataforma en la que se ejecuta y la infraestructura subyacente.

La Función como servicio (FaaS), un modelo de ejecución basado en eventos, permite que los desarrolladores diseñen, ejecuten y gestionen paquetes de aplicaciones como funciones, sin tener que preocuparse por el mantenimiento de la infraestructura.

Muchas personas consideran que las nubes también forman parte de este tipo de servicios. Las nubes son entornos de TI que extraen, agrupan y comparten recursos escalables en una red. También habilitan el cloud computing, el cual consiste en la ejecución de las cargas de trabajo dentro de un entorno de nube. Por otra parte, constituyen un tipo de PaaS, ya que una persona (que no es el usuario) brinda la infraestructura subyacente en la que se proporciona una plataforma basada en la Web.

Las nubes privadas se definen, en líneas generales, como un entorno de nube diseñado solo para el usuario final, generalmente dentro del firewall del usuario y, en algunas ocasiones, alojado localmente.

Las nubes públicas son entornos de nube creados a partir de recursos ajenos al usuario final que pueden redistribuirse a otros usuarios.

Las nubes híbridas son varios entornos de nube que tienen cierto nivel de portabilidad, organización y gestión de las cargas de trabajo entre ellos.

Las multicloud son sistemas de TI que incluyen más de una nube (pública o privada) y que pueden conectarse en red.

¿Cómo funcionan los servicios de nube?

Al igual que otras soluciones de TI, los servicios de nube dependen de los sistemas de hardware y software. Sin embargo, a diferencia de las soluciones tradicionales, los usuarios solo necesitan una computadora, una conexión a la red y un sistema operativo para acceder a ellos.

Infraestructura de nube

Al ofrecer una infraestructura de nube a los usuarios, los proveedores de servicios de nube separan las funciones informáticas de los elementos de hardware, como en los siguientes casos:

  • La potencia de procesamiento de las unidades centrales de procesamiento (CPU)
  • La memoria activa de los chips de memoria de acceso aleatorio (RAM)
  • El procesamiento de gráficos de las unidades de procesamiento de gráficos (GPU)
  • La disponibilidad de almacenamiento de datos provenientes de centros de datos o discos duros

Por lo general, esta abstracción se logra por medio de la virtualización y las máquinas virtuales. Una vez separados, los usuarios obtienen los elementos informáticos, de almacenamiento y de red a través del Internet como servicio (IaaS). Este tipo de servicio ha generado un aumento del almacenamiento en la nube, el cual almacena el big data como parte del Internet de las cosas (IoT). La empresa RackSpace es un ejemplo de un proveedor de IaaS.

Plataformas de nube

Los proveedores de servicios de nube también pueden utilizar sus recursos de hardware para crear plataformas de nube, las cuales consisten en entornos en línea donde los usuarios desarrollan códigos o ejecutan aplicaciones. Diseñarlas implica mucho más que extraer las funciones informáticas de los elementos de hardware, como cuando se ofrece una infraestructura de nube. Poner la plataforma a disposición de los usuarios requiere niveles adicionales de desarrollo para incorporar tecnologías como la organización en contenedores, la coordinación, las interfaces de programación de aplicaciones (API), el enrutamiento, la seguridad, la gestión y la automatización. El diseño de la experiencia del usuario (UX) también es un aspecto que se debe tener en cuenta a la hora de crear una experiencia en línea que permita navegar con facilidad.

Las plataformas de nube son un tipo de PaaS que pueden considerarse como nubes siempre y cuando los elementos de la infraestructura que las mantienen sean altamente escalables y se puedan compartir con facilidad. Los mejores ejemplos de nubes de PaaS son las nubes privadas gestionadas y las públicas.

Proveedores de nube pública

Separan sus propias infraestructuras, plataformas o aplicaciones del sistema de hardware que poseen; las agrupan en lagos de datos; y las comparten con varios usuarios. También pueden ofrecer servicios de nube pública, como la gestión de las API, los sistemas operativos basados en la nube o las bibliotecas de plantillas de desarrollo (conocidas como marcos). Algunas de las nubes públicas más conocidas son Alibaba Cloud, Microsoft Azure, Google Cloud, Amazon Web Services (AWS) y IBM Cloud.

Proveedores de nube privada gestionada

Ofrecen a los clientes una nube privada que un tercero se encarga de implementar, configurar y gestionar, por lo que también se los conoce como proveedores de nube gestionada. Esta oferta permite que las empresas o los negocios pequeños con equipos de TI sin personal suficiente o sin las habilidades necesarias proporcionen mejores servicios de nube privada e infraestructura a los usuarios.

Software de nube

El último servicio de nube que pueden ofrecer los proveedores es una aplicación web completa, conocida como software de nube o SaaS. Se encuentra ampliamente aceptado y requiere la mayor inversión en desarrollo, ya que el proveedor ofrece literalmente una aplicación en línea a los clientes.

El software se puede ofrecer con un enfoque basado en la nube, es decir, como una arquitectura de aplicación que combina microservicios pequeños, independientes y sin conexión directa. Se pueden agrupar varios microservicios en contenedores Linux® individuales que gestiona un motor de organización de contenedores como Kubernetes o Red Hat® OpenShift®. El producto final es una aplicación de nube que el microservicio puede optimizar sin afectar los otros que conforman toda la aplicación.

Otro lenguaje de programación muy conocido para las aplicaciones en línea, las aplicaciones móviles y los productos de SaaS es el Hyper Text Markup Language 5 (HTML5). Incorpora tres lenguajes de programación para crear aplicaciones a las que se pueda acceder desde un navegador web:

  • HTML: agrega contenido a las páginas web.
  • Cascading Style Sheets (CSS): agrega elementos de presentación al contenido de las páginas web.
  • JavaScript: agrega elementos interactivos al contenido de las páginas web.

¿Por qué conviene elegir Red Hat?

Porque no solo le brindamos acceso al código fuente como parte de nuestras suscripciones como servicio (un beneficio que ofrecen pocos proveedores de servicios de nube), sino que también contamos con un conjunto de productos open source que respaldan casi todas las soluciones de nube que puede proporcionar. 

SI ya es proveedor de servicios de nube, descargue el informe de los analistas de 451 Research y conozca los beneficios de tener una base open source. También contamos con una solución de migración de la infraestructura para guiarlo durante el proceso de transformación.

Herramientas para ofrecer servicios de nube

Red Hat OpenShift

Plataforma de contenedores de Kubernetes empresarial.

Red Hat Openstack Platform

Plataforma para nubes públicas y privadas.